La Iglesia y su Retablo

1.- Por qué es importante esta Iglesia:

Esta iglesia, llamada de San Bartolomé, de Bienservida, es famosa y reconocida en todo el territorio español como MONUMENTO DE INTERÉS CULTURAL por su retablo, por su valor histórico-artístico.

 

 

La iglesia es una construcción del siglo XV. La nave principal tenía unas naves laterales, pero solo se han conservado la capilla de la Virgen de Turruchel, cuya devoción e historia merece una atención especial, y la capilla del Santísimo. Pero desde el punto de vista artístico merece la pena destacar:

 

 

"  La talla de la virgen de la Piña. Tallada en madera, del siglo XVI. De gran valor.

"  El retablo lateral del Cristo Crucificado (en el lateral izquierdo) y de la Virgen (lateral derecho), cuyo estado de conservación no es bueno, por tener muchos añadidos y capas de pintura toscas.

 

 

"  Esta iglesia tuvo en su coro un órgano tubular de grandes dimensiones. Ya no está. Solo nos queda, su cara externa.

"  Pero hay tres detalles que suelen pasar inadvertidos al gran público, como son:

- la bóveda de crucería gótica, en lo más alto de la Iglesia, con sus nervios, perfectamente visible y conservada.

 

retablo4.jpg

 

- Las ventanas en la parte alta, con sus conchas, de influjo claro en su diseño o construcción de Andrés de Vandelvira.

- La talla de la puerta de la sacristía, donde están perfectamente esculpidos en relieve San Pedro y San Pablo.

 

retablo5.jpg

 

retablo6.jpg

 

"  Pero la joya de esta Iglesia es su RETABLO.

2.- ¿Qué es un retablo?

Es una obra de arte donde se combinan arquitectura, pintura y escultura en perfecta armonía, una unidad visual y una intencionalidad clara de servir a la piedad y fe del pueblo llano.

Como su nombre indica, según procede del latín, re-tabula , es aquello que está detrás de la mesa del altar. Efectivamente está detrás, pero el altar, en los siglos anteriores, estaba adosado al retablo, pues se celebraba la Eucaristía de espaldas al pueblo y de cara a Dios.

3.- ¿Por qué es valioso este retablo?

Sin duda, no hemos sido nosotros, los habitantes de Bienservida, sino la Consejería de Cultura de Castilla La Mancha la que ha calificado y denominado como Monumento de Interés Cultural.

Por ser valioso, según los expertos de arte, la Consejería ha restaurado este retablo con una dotación de 44 millones de pesetas aproximadamente. Y ha sido el primer retablo de Castilla La Mancha que la Junta ha considerado como digno de invertir tal cantidad de dinero.

El valor lo dan los entendidos al dar reconocimiento público a una obra, porque entienden que lo tiene. Vamos a intentar explicar esto mismo.

Sin duda es valioso,

- Por su antigüedad, siglos XVI y XVII.

- Por el valor artístico de algunas imágenes (destacan el patrón, San Bartolomé, figura barroca y san Jerónimo, una talla de inmenso valor).

- Por las tablas, su tratamiento, armonía y originalidad de algunas de ellas.

- Por la grandiosidad, tamaño enorme, para ser una iglesia pequeña.

- Por la unidad del conjunto.

4.- La restauración

Si bien ha habido intentos parciales de restauración del retablo, la restauración del retablo se ha llevado en 9 meses, desde octubre de 2004 hasta julio de 2005. La ha llevado a cabo el grupo Abside y ha sido una restauración modélica por varias razones:

"  No han añadido nada, sin buscar protagonismo, sino buscando el protagonismo de los artistas que lo hicieron. El oro, es el que se conserva. No han añadido: donde no había, no hay.

"  La recuperación de las tablas (pinturas) ha llevado un trabajo de investigación y un tratamiento muy minucioso hasta encontrar las imágenes originales. Ha de saber el gran público que todas las pinturas estaban tan ennegrecidas que no se sabía nada de lo que representaban, pero particularmente las tablas más bajas habían sido objeto de ataques con objetos punzantes y raspadas con saña.

"  Han saneado igualmente la carcoma y han cortado su vía de acceso, que era por detrás del retablo.

"  Han recuperado la estabilidad del retablo, pues estaba inclinado hacia delante

"  La restauración que han hecho, es reversible, es decir, los productos aplicados pueden desaparecer con el tratamiento adecuado, volviendo al estado antes de la restauración.

"  Toda la intervención de los restauradores sobre la pintura está indicada, con unas señales que el ojo humano apenas ve, pero la lupa si. Para que en tiempos venideros, si se hiciera una nueva intervención sobre el retablo, conocieran tal restauración.

"  Por último la luminosidad. Es una luminosidad no agresiva, no directa, no busca resaltar, ni deslumbrar, tan solo alumbrar, procurando respetar al máximo los colores y su percepción visual.

5.- Antigüedad del Retablo

Evidentemente, es un dato muy importante que realza su valor.

Este retablo tiene dos partes bien diferenciadas, con dos estilos distintos:

"  Mitad baja: Predela, primer y segundo piso (en horizontal). Es la parte más antigua, como es lógico, y se corresponde con la edad de primera mitad del siglo XVI. En lugar de columnas clásicas muestra balaustres, propios del estilo plateresco.

 

retablo7.jpg

 

"  Mitad alta: Tercer y cuarto piso y ático. Es del siglo XVII. Pero su estilo es claramente renacentista, con un sabor clásico, que muestran las columnas y el friso arriba. Las columnas del tercer piso son de estilo mixto (jónico y corintio), y corintio las del piso superior, todas ellas con fustes acanalados.

"  La cornisa azul separa una fase de otra.

6.- ¿Quién lo mandó construir?

Se supone, que fue la condesa de Paredes porque semejante gasto, tamaña joya, sólo lo podía pagar una persona de muchísimo dinero, que habitase en estas tierras. Ella no solo vivió en estas tierras, sino que estuvo muy agradecida a la servicialidad de nuestras gentes. Tal es así que le dio el nombre a la villa, como bienservida, la bien servida.

Es posible que en agradecimiento a la villa y dada la alta religiosidad con que vivían nuestras gentes, mandara construir este retablo.

 

retablo8.jpg

 

No obstante, si nos fijamos en la información objetiva, solo tenemos el escudo, que se encuentra en los laterales y está siendo objeto de estudio heráldico, para encontrar el apellido que pagó, gestionó o mandó construir. Sin embargo, todavía no se ha hallado la datación del escudo. Está en estudio.

7.- Intencionalidad del retablo

El retablo es como la Biblia para los pobres. Nuestras gentes no sabían leer ni escribir, pero sí sabían mirar, escudriñar con la mirada los detalles y aprender los personajes de la Biblia y de la Historia. Es toda una lección de historia sagrada.

"  En la Predela o banco, que así se llama la parte horizontal baja de un retablo, formada por bajorrelieves, se encuentran los 12 apóstoles, en los 6 espacios, de dos en dos. Jesús les mandó a los apóstoles que no fueran solos, sino de dos en dos o varios. Solo nos ha quedado el maravilloso bajorrelieve de San Pedro (las llaves) y San Juan (el cáliz). Son el más joven (Juan) y el mayor (Pedro), son la fe (Pedro) y la caridad (Juan). La idea es que los apóstoles son los cimientos de la iglesia. Su testimonio y palabra son la base de la iglesia.

"  En el primer piso, aparecían los evangelistas, san Mateo, san Marcos, san Lucas y san Juan. Han desaparecido en este siglo. Son los que pusieron por escrito lo que habían visto y oído los apóstoles.

"  En el segundo piso, están los mártires. Son los que firmaron con sangre la veracidad de los evangelios. Los que dieron la vida por la Resurrección. De izquierda a derecha son:

- San Esteban: símbolo de las piedras, fue apedreado hasta morir.

- San Juan Bautista: símbolo del cordero. Él llamó a Jesús cordero de Dios como símbolo de inocente que iba a morir por nosotros.

- San Bartolomé: murió desollado, de ahí el símbolo del cuchillo en la mano.

- San Sebastián: fue muerto asaetado con flechas. Están las heridas, las flechas se han perdido así como el brazo. Es posible que esta talla no sea original del retablo, pues apenas coge en su hueco.

- Por último San Lorenzo, con la parrilla, símbolo de que murió quemado en una parrilla de hierro.

  En el tercer piso están los santos sanadores. Son San Cosme, a la izquierda, San Damián a la derecha, ambos extremos del retablo. Eran hermanos gemelos. Y fueron médicos. Curaban gratuitamente e hicieron muchos milagros de curaciones. La estela que pone encima de ellos dice: que estos médicos de Dios curen a los pobres de este pueblo por su intercesión. En la época de construcción del retablo, es fácil pensar que hubo epidemia de peste,...

"  En cuanto a los santos que nos quedan por reconocer diremos que son:

Según una primera teoría : San Blas, y Santa Quiteria, y en el centro Santa Ana. San Blas, patrono que curaba enfermedades de la garganta, Santa Quiteria patrona amparadora de mordeduras, picaduras,... y Santa Ana, encima de San Bartolomé, es posible que tuviera en ambas manos, en una a María niña y en otra a Jesús, muy niño. Serían las 3 generaciones en una. Sería la expresión que el mejor pedestal de cualquier persona es su propia madre.

La segunda teoría , cree que la figura central del tercer piso es María, en su Asunción.

-  Se basa en que se trata de una mujer mayor (María fue asumpta a los cielos al final de su vida, por eso podía pensarse mayor).

-  A su vez se apoya, según parece, en la traducción de las dos estelas (cuadros de letras) centrales, que hablan de: "sobre tu cabeza colocaré piedras preciosas" y "mirarán tu rostro" (puede ser una referencia a la Asunción de María, pues la Asunción de María va acompañada de la Coronación en el cielo).

-  Por otra parte está debajo del Calvario. Así como Jesús sube a los cielos (así se ve en las nubes del friso), también María sube a los cielos.

En esta segunda teoría, se defiende que los 4 personajes que en diagonal 2 a 2 acompañan a la Virgen María, serían los 4 Padres de la iglesia latina: dos ya los tendríamos, San Jerónimo arriba, San Ambrosio (en lugar de San Blas), y San Francisco de Asís y Santa Quiteria serían dos santos puestos después, por una razón que desconocemos, y en su lugar estarían San Gregorio Magno y San Agustín. Son los 4 Padres de la Iglesia de Occidente.

" En el último piso, estarían, San Francisco de Asís, a la izquierda, y San Jerónimo a la derecha del Calvario. La figura de San Jerónimo (imágen más abajo) es especialmente bella y de una ejecución digna de ser admirada. Representarían las grandes virtudes del cristiano; San Francisco representa la alegría y la pobreza, y san Jerónimo representa la ascesis, la capacidad de sufrimiento y entrega, la renuncia a los bienes para el amor puro a Dios.

" Para terminar, en el friso está el Padre Eterno, con la bola del Mundo, que indica, que por encima de todo y en primer lugar está la voluntad del Padre de la Salvación del mundo a través de la muerte de Cristo. Faltaría el Espíritu Santo, para aparecer el icono de la Trinidad. Pero el Espíritu Santo aparece sugerido en las nubes que se abren en el cielo, la nube es y ha sido símbolo de la epifanía o presencia de Dios, y en particular del Espíritu Santo.

 

8.- Dimensiones del retablo

Son grandiosas. 9 m de ancho por 14 m de alto. Por su majestuosidad bien podía formar parte de una catedral. Es otra de las características notables del retablo.

 

retablo9.jpg

 

9.- Bajorrelieve

Une el arte de la pintura y la escultura en una misma obra. Han sido restauradas con tal esmero que la pieza de abajo ha merecido el trabajo de una sola restauradora durante 1 mes, a base de muchas horas diarias. Ello, a su vez, prueba el estado en que se encontraban y la minuciosidad del trabajo realizado. El bajorrelieve único que nos queda es de San pedro y San Juan.

 

retablo10.jpg

 

10.- Esculturas, imágenes.

Ya comentadas. Decir que las dos mejores son la de San Bartolomé, talla gótica, y la de San Jerónimo, cuyo tratamiento de la expresión del cuerpo humano, es de una belleza y plasticidad grande.

l resto de las esculturas, son bellas pero no están a la altura de estas.

11.- Tablas

Faltan por comentar y su estudio llevaría un larguísimo comentario. Recordar que leer un cuadro es interpretarlo, comprenderlo y ver los mensajes que os ha transmitido el autor, más allá de lo que se ve. No son pinturas ingenuas.

En las 4 tablas (cuadros) de la parte inferior, los colores entre sí guardan una clara armonía. Son escenas relativas a la infancia de Jesús. Destaca la escena en vivo de la circuncisión. Un tema que por la crueldad de la escena no suele mostrarse y un tema que en los primeros años del cristianismo trajo división y polémica.

El mensaje es claro, Jesús se hace uno de nosotros y no escamotea sufrimientos. El nacimiento de Jesús es otra escena y su mensaje es claro: nació pobre, con necesidad, hasta los pastores le sirvieron de auxilio.

El cuadro de la adoración de los magos, de los reyes, muestra que ese niño era Dios, pues hasta ellos, venidos de Oriente, le adoran e implica que Jesús vino para todos, no sólo a los judíos, como podía hacer pensar la circuncisión.

El hecho de aparecer en pintura el rey negro, indica que es un cuadro posterior ala Edad Media. Destaca así mismo el realismo de la estrella.

La anunciación del ángel a María, está plagada de simbolismos y originalidad:

La orla con la silueta de una serpiente, es una referencia al Génesis, al pecado original, donde se promete que una mujer traerá la salvación. El Padre que envía una paloma a la mente de la virgen, es una alusión a que María iluminada por el Espíritu Santo dijo sí.

En las 4 escenas está María. Es un retablo claramente mariano. Los tonos azules del resto del retablo lo corroboran.

En la parte superior del retablo, las tablas son oscurecidas, son de estilo manierista, que juega con el claroscuro, hacen referencia al tema, todas ellas son escenas de la pasión. Pero permítaseme el símil, como buen cineasta, destaca el brillo y la luminosidad del cuerpo semidesnudo de Jesús. Las tinieblas no pudieron con Jesús.

Destaca de modo especial la flagelación de Jesús, en su parte baja, el hostigamiento y acoso a que fue sometido junto a las burlas. En paralelo en la parte derecha, en la parte baja está la oración de Getsemaní, donde Jesús reza y pide también por los difuntos. Están pintados como los que duermen. Destaca la caída de Jesús, más arriba. Otro cuadro con intención catequética: todos hemos caído y hemos de levantarnos como Él.

Los dos cuadros más altos, parecen claramente en la oscuridad cerrada de la noche, es noche en el alma de los que le hacen sufrir y buscan su muerte, aparece Jesús clavado en la cruz, en el suelo y después alzado y levantado. Son los momentos más tristes de la historia de la humanidad, aparece claramente la predominancia de la oscuridad del cuadro.

12.- Otros adornos

De forma que apenas se nota, hay multitud de cabecitas de ángeles. Es como si el retablo fuera un trocito de cielo, pues los ángeles junto a los santos alaban a Dios en el cielo. Pero no roban protagonismo a los santos, que son los que los cristianos podemos y debemos imitar pues son de nuestra misma carne.

En la parte baja. Entre los bajorrelieves, hay una sección circular, donde apenas se nota pero venía el símbolo de Cristo Salvador, una P y una X y por otra parte una M especial que es el símbolo de María.

El oro que aparece en el retablo, si bien ha perdido mucho, antes de la restauración apenas se distinguía al aparecer ennegrecido y pareciendo madera.

El latín de las estelas o cuadros encima de los santos sanadores es un latín vulgar pues presenta faltas de ortografía.

Y si en todas las obras de arte hay un borrón, ese es el de una parte de un balaustre derecho central, donde un engrosamiento aparece claramente defectuoso. ¿Tendrá su simbolismo o es un olvido? ¿O una mala restauración posterior? Dejémoslo con su simbolismo, donde quizá el autor quiso decirnos que por muy bonito y perfecto que es el retablo, la máxima perfección no la ha de buscarse en la tierra, está en Dios y en el Cielo.


 

La patrona

LA VIRGEN DE TURRUCHEL

Según la leyenda se apareció un 11 de enero a un labrador que estaba arando las tierras, el arado se le quedó atascado y se le espantaron las mulas. Buscó a un compañero que le ayudase con el arado y al tirar de él se les apareció la imagen de la Virgen. Parece ser de estilo bizantino, vestida de azul fuerte y en su brazo izquierdo tenía recostado un niño vestido de rojo y que sostenía en sus manitas un ramo de rosas.

La virgen habló a lo hombres diciéndoles que quería ser Patrona de Bienservida, que lo comunicasen al pueblo y que para que los creyeran les daba una rosa perfumada de las que llevaba el niño.

Por esta época las tierras de Bienservida pertenecían a Alcaraz y reclamaron la pertenencia de la imagen, sin embargo dos veces intentaron llevársela y en el traslado desaparecía volviéndola a encontrar en el sitio que inicialmente había aparecido. Fracasados todos los intentos, la dejaron en este mismo lugar: "Turruchel", de aquí adoptó el nombre y aquí se levanto su ermita.

Esta es la leyenda de la aparición que se ha transmitido de padres a hijos y que queremos reflejar para que quien lea estas letras la conozca también. Sin embargo no podemos expresar con palabras la profunda fe y devoción que siente el pueblo de Bienservida por su Patrona, Virgen de la Turruchel.

 

patrona1.jpg

 


 

Ermita de Turruchel

La ermita de Turruchel se encuentra a unos 6 kilómetros del casco urbano, al otro lado de la carretera N-322. Se llega por la carretera de Albaladejo, una vez atravesada la carretera Nacional, se toma un camino y a escasos metros se encuentra la Ermita.

Ermita

 

Ayuntamiento de Bienservida

Pl. Constitución, 1, 02360
Bienservida ( Albacete )
Teléfono. 967 39 40 01 | Fax. 967 15 80 11
Correo electrónico: bienservida@dipualba.es